Alba de Tormes

El monasterio de la Anunciación de Nuestra Señora de Carmelitas Descalzas de Alba de Tormes (Salamanca) fue fundado el 25 de enero de 1571 por santa Teresa de Jesús. Allí vivió los últimos 15 días de su existencia y allí murió, el 4 de octubre de 1582. En este monasterio se conserva su cuerpo incorrupto. Pero esta comunidad se encuentra encuentra hoy en horas bajas a causa de la pandemia de la COVID-19.

«Aquí normalmente vienen peregrinos de todo el mundo y con la pandemia han caído las visitas a cero». También los ingresos. «Tuvimos que cerrar todas las actividades y solo contábamos con las pensiones pequeñitas de las hermanas más mayores», asegura la superiora del monasterio, Luz María de Jesús, en conversación con Alfa y Omega.

Esta situación, sin embargo, se ha visto paliada en parte gracias al Congreso Internacional Mujer Excepcional. Cincuenta años del Doctorado de Santa Teresa de Jesús, que ha donado al monasterio teresiano el importe de todas las inscripciones, así como los donativos recogidos durante la celebración del mismo, que tuvo lugar en Ávila del 12 al 15 de abril. La suma, en total, asciende hasta los 5.774,62 euros

«Estamos muy agradecidas. Es una donación bien generosa y que es muy valiosa para nosotras. Verdaderamente la necesitábamos», subraya la superiora. «Le queremos dar públicamente las gracias a los organizadores del congreso y también a todos aquellos que han aportado su grano de arena. Me recuerdan a la viuda del Evangelio», afirma sor Luz María.

Las doce religiosas que hoy ocupan el monasterio de la Anunciación de Nuestra Señora, que fue la octava fundación de santa Teresa de Jesús, dedicarán el dinero «a lo necesario del día a día», confiesa la superiora, lo que indica hasta qué punto era necesario el dinero para las carmelitas de Alba de Tormes.