Santa Teresa de Jesús presente en Rusia.

Noticias on 18 Nov , 2019


La importancia de los místicos abulenses en el ámbito de la salud integral

Este título puede resultar chocante para muchos y plantear el interrogante sobre ¿qué tiene que ver la mística con la salud de la persona humana? Y lo cierto es que hasta no hace mucho era una cuestión o ignorada o que simplemente se pasaba por alto. Sobre todo, desde cuando durante el siglo XX diversos psiquiatras han escrito refiriéndose a la Mística Abulense como una mujer llena de enfermedades psíquicas o afectada de epilepsia. De tal manera que se llegaba a confundir la experiencia mística con fenómenos extraordinarios, generalmente ligados a desórdenes mentales.
Estas hipótesis o conclusiones a las que llegaban algunos hoy en día han sido científicamente sepultadas desde diversas perspectivas. En relación con Teresa de Jesús, con el estudio realizado hace pocos años por el psiquiatra abulense Jesús Sánchez Caro, titulado “la enferma Teresa”, donde zanjó, desde la perspectiva clínica y psiquiátrica, las controversias sucedidas durante el siglo XX.
Pero hay otro campo de estudio que se ha ido abriendo espacio en estas últimas décadas. Estudios científicos, incluso con mediciones de laboratorio, que han puesto en clara evidencia los importantes beneficios que la práctica de la meditación y de la oración aportan a la persona humana. Desde favorecer el estrés o la angustia, hasta incentivar la producción de hormonas que favorecen un buen funcionamiento psíquico y biológico de la persona humana. Al respecto ya son muchos los estudios que hablan de la incidencia en el sistema nervioso, en el dinamismo cerebral y en el funcionamiento de todo el organismo. La meditación potencia, según estos estudios, un bienestar general en el individuo en su dimensión física, psíquica y espiritual.
Estas evidencias científicas, actualmente irrefutables, están favoreciendo un cambio en el ámbito psiquiátrico, psicológico y médico en general respecto a los místicos. Hoy se constata como fueron personal íntegras, felices, capaces de superar situaciones difíciles y de gran estrés, y cómo supieron desarrollar una relación positiva con los otros y con su ambiente. Elementos imprescindibles para hablar de una verdadera vida saludable. Y más hoy que ya se tienen evidencias claras de la incidencia de los estados de ánimo, de la situación emocional, de las heridas interiores, … en la salud física de la persona.
Nuestros místicos, Teresa de Jesús y Juan de la Cruz, han cobrado desde este punto de vista una nueva actualidad. El interés por conocer, seguir e incluso imitar los procesos que han favorecido en ellos una integración sana y una vida feliz. Es un ámbito en el que la Unviersidad de la Mïstica está apostando con mucho interés, dada la demanda que a nivel internacional se está suscitando en este tema.
Muestra de ello ha sido la celebración del Congreso “Acompañar en el dolor y el sufrimiento” (del 25 al 27 de octubre), que reunió a diversos especialistas en el ámbito de la salud y del acompañamiento, con el ánimo de recabar pisas que ayuden a las personas a vivir y encajar en sus propias vidas esas realidades inevitables. Y aquí la visión de neustros místicos juega un papel integrador muy importante.
Otros dos acontecimientos han seguido a la celebración de este congreso, y que fueron solicitados al equipo de la Universidad de la Mística. Uno de ellos celebrado en El Salvador a manera de cursos abiertos a toda la población bajo el título “Sanar desde dentro: la dimensión terapéutica de la meditación teresiana” (del 28 octubre al 1 de noviembre), y en los que participaron más de 700 personas.
El segundo se celebró en Moscú los días 7-9 de noviembre. Se trataba, en este caso, de un Congreso Internacional de estudio y destinado a especialistas con el título “La experiencia mística religiosa y la salud mental”. El congreso fue organizado por el Patriarcado de la Iglesia Ortodoxa Rusa y la Asociación de psiquiatría de Rusia. La mayoría de los asistentes eran médicos psiquiatras rusos, además de personal y clérigos de la Iglesia Ortodoxa. También participaron otros psiquiatras o psicólogos de Holanda, USA, Italia.
Por parte de la Universidad de la Mística participó como conferenciante el P. Fco Javier Sancho, director, con el tema: “La mística de Teresa de Jesús y Juan de la Cruz como camino de sanación interior”. Igualmente fue invitado otro profesor del CITeS, Fernando Rodriguez Garrapucho, experto en ecumenismo, que habló del tema: “La mística cristiana en el diálogo inter-cristiano”.
Una de las conclusiones emergentes de este congreso fue la importancia que tiene la mística de nuestros Santos en el proceso de crecimiento y desarrollo humano y espiritual de las personas.